Cómo conseguir una buena hipoteca


Obtener un inmueble propio y al mejor precio es el sueño de la mayoría de personas que desean independizarse. Sin embargo, la situación económica actual dificulta considerablemente que este hecho pueda producirse, propiciando un incremento de los alquileres. Pero, ¿sabías que existen una serie de claves que pueden ayudarte a conseguir una hipoteca relativamente asequible? Muchas personas que desean comprar una casa o piso desconocen los factores que deben tener en cuenta a la hora de solicitar un préstamo hipotecario. Para poder ampliar tu información, en este artículo queremos enseñarte cómo conseguir una buena hipoteca y mostrarte los puntos clave más importantes.

Instrucciones


  1. Para poder conseguir una buena hipoteca y despreocuparte de todo, la opción más aconsejable es acudir a una inmobiliaria. Con el crecimiento de Internet, la mayoría de ellas disponen de página web, hecho que facilita la consulta de los mejores inmuebles sin necesidad de salir de casa.

  2. A pesar de acudir a una inmobiliaria, existen una serie de factores que debes tener en cuenta para conseguir la hipoteca que mejor se adapte a tus necesidades. El primero de ellos es el coste mensual que te supondrá el préstamo hipotecario. Para obtener la mejor hipoteca, no es aconsejable que dicho coste supere el 30% de tus ingresos del mes. Es importante conocer nuestras posibilidades económicas y adaptarnos a ellas.

  3. En función de tus ingresos mensuales, deberás escoger entre solicitar un préstamo hipotecario fijo, variable o mixto. Si tu sueldo es considerablemente alto, quizás te interese sopesar las condiciones de las hipotecas variables, mientras que si no es muy elevado, una cuota fija puede adaptarse mejor a tu situación económica. Las variables son aquellas que combinan ambos tipos. Seleccionar el tipo de préstamo que mejor se adecúa a tu caso, es otra forma de conseguir una buena hipoteca.

  4. Siempre es recomendable seleccionar un banco que no cobre comisión de apertura a fin de escoger la mejor hipoteca y ahorrar todos los gastos complementarios posibles. En caso de cobro, intenta negociar tanto esta comisión como la de cancelación para acordar las cantidades que más te interesen. En cuanto a la duración del pago del préstamo hipotecario, lo más aconsejable es decantarse por el plazo más corto que tu economía te permita. Cuantos menos años dure la hipoteca, menor será el incremento de los intereses.

  5. En este sentido, es importante que prestes atención a la Tasa Anual Equivalente (TAE), cifra que indica el interés real que deberás pagar. Asimismo, aquí se incluyen las comisiones, contratación de los seguros, gastos, etc. Así pues, para conseguir la mejor hipoteca, compara las cifras indicadas en el TAE y selecciona la más baja.

  6. La cantidad que solicites para el préstamo hipotecario es otro factor a tener en cuenta. Deberás valorar tanto tu situación económica actual como la que podrías tener en un futuro no muy lejano, como por ejemplo la llegada de un bebé, la posibilidad de que otro miembro del hogar genere más ingresos, etc. Cuanto más dinero puedas aportar a la entidad bancaria, menor será el préstamo y, por ende, mejor la hipoteca.

  7. Contactar con una inmobiliaria de confianza puede ser la clave para conseguir una buena hipoteca, puesto que te asesorarán y aconsejarán desde un punto de vista profesional, mediante el análisis de tu caso particular y ofreciéndote los inmuebles que mejor se adapten a tus necesidades.

     

Si quieres saber mas de nuestros artículos, suscribete a nuestro blog y cada semana te llegara a tu correo de email y boletín con nuestras novedades.

 

Articulo original de Uncomo

Compartelo por tus redes sociales...Share on FacebookShare on Google+Pin on PinterestTweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePrint this page